El monstruo de acero

 “Allá –piensa– están sembrados las cunas y los sepulcros de una raza. Por entre los boquerones de esas crestas, a través de las faldas de esos montes, a lo largo de sus torrentes y riachuelos, he soñado yo tender fantástica vía  férrea que unir lograse el Magdalena al Cauca. Palmo a palmo he hollado todo eso. En mis dilatadas excursiones he tejido mi vida a la vida de esas gentes fuertes, viriles y pacientes que como los griegos ‘tuvieron por hermana de leche a la Pobreza’.”

– Fragmento “La estatua de Cisneros” de Efe Gómez –

La Facultad de Minas hizo parte de uno de los más sorprendentes proyectos de infraestructura en la historia de Antioquia y Colombia: el Ferrocarril de Antioquia. La construcción del innovador sistema de transporte estuvo acompañada, entre otros profesionales que en próximas entradas resaltaremos, por Alejandro López Restrepo (1876-1940), hijo de artesanos graduado como Ingeniero Civil en 1899 e Ingeniero de Minas en 1908. López es considerado el padre de la administración en Colombia y uno de sus grandes aportes lo realizó en el año 1899 tras publicar su tesis de grado “El Paso de la Quiebra en el Ferrocarril de Antioquia”. Su trabajo forjó la más ingeniosa y rápida salida al río Magdalena desde Medellín, a través de un túnel que se materializó 30 años después. Sigue leyendo

Anuncios

Un cuento para recordar

Quizá para muchos seres humanos no existe relación alguna entre Karl Benz, ingeniero alemán, y Pedro Nel Ospina, militar y político colombiano que durante el periodo 1922-1926 fue Presidente de Colombia; pero si echamos un vistazo al pasado, podríamos asegurar que para ambos el año 1886 fue un momento que quedó registrado en la historia del país y del mundo.

Mientras que Benz patentaba el primer vehículo con motor de gasolina, en Medellín se creaba la Escuela Nacional de Minas, cuyo rector en 1887 fue nada más y nada menos que Pedro Nel Ospina, fomentando en ella principios y valores que hoy después de 125 años siguen presentes, siendo la honestidad y el respeto dos de los más destacados dentro de la academia.

Para muchos de los estudiantes que actualmente hacen parte de la Facultad es más que una institución educativa y todas estas apreciaciones se han ido fortaleciendo gracias a su historia, la creación de la Escuela de la Facultad de Minas fue una sucesión de la escuela de ingeniería de la Universidad de Antioquia y años más tarde, en 1908 bajo la dirección de Tulio Ospina se convirtió en una
institución independiente que ha visto pasar por sus instalaciones a grandes personajes que han aportado a la construcción y desarrollo de Colombia.

Hoy, después de 125 años, y bajo la decanatura actual de John Willian Branch Bedoya acompañado de todo su equipo de trabajo, sigue brindando educación con calidad, un ejemplo educativo para la región y el país.